>

Alternativas a los clásicos RAID

Los fabricantes de sistemas NAS (Network Attached Storage) han dado un paso más desarrollando sus propias configuraciones de RAID con el objetivo de seguir los siguientes principios:

  • Tolerancia a fallos, al menos 1 disco debe poder fallar.
  • Aprovechamiento de espacio, usar la máxima capacidad de los discos.

SHR (Synology Hybrid RAID) es una configuración de RAID automatizado que hace que la implementación de volúmenes de almacenamiento sea más sencilla que con sistemas RAID tradicionales. SHR permite ampliar la capacidad de almacenamiento siendo más flexible que los tradicionales RAID y aprovecharla al máximo las capacidades de los discos. SHR ofrece una redundancia de 1 o 2 discos, lo que significa que el volumen SHR puede sufrir fallos hasta en dos discos y el volumen de datos seguirá disponible para su uso. No hay que olvidar que un volumen RAID (ya sea RAID clásico o SHR) no es un sistema de copia de seguridad.

¿Y que significa RAID?: Redundant Array of Independent Disks. Más adelante, en nuevas entradas de este blog, veremos que hay otras formas de almacenamiento de datos no basadas en RAID.


SHR versus RAID

Con los siguientes gráficos entenderemos rápidamente la diferencia entre ambos sistemas. En este caso se ha diseñado una configuración con 5 discos duros y un mix de capacidades para aprovechar dispositivos heredados de varios servidores. Una situación muy normal en cualquier empresa con varias sedes o con personal trabajando en casa donde se esté implantando un sistema distribuido de almacenamiento con tecnología Synology.

El gráfico anterior muestra cómo el RAID clásico crea el volumen de almacenamiento a partir del disco más pequeño de la matriz. Dado que la matriz RAID clásica se crea con una unidad de 500 GB, todas las demás unidades contenidas en dicha matiz solo pueden utilizar 500 GB de espacio por disco, por lo que se crea un volumen RAID de 5 x 500 GB y se desperdician los 4,5 TB restantes que no se utilizan.

A diferencia del RAID clásico, con el volumen SHR, cada disco se dividirá en pequeños fragmentos, por lo que se creará un almacenamiento redundante adicional. SHR le permite utilizar los 4,5 TB no disponibles como fragmentos más pequeños y, de esta forma, aprovechar al máximo la capacidad de almacenamiento de cada disco.